jueves, 3 de diciembre de 2015

Y ya vamos por el tercero...


Hola mis Compaseros

Si os digo la verdad, no pensé llegar nunca tan lejos cuando inicié esta aventura. He visto ya unos cuantos quedarse por el camino, y pensé que a mí me pasaría lo mismo, rindiéndome a la mitad del trayecto, dejándolo a medias.

Pero no. Este proyecto no.

Hoy es día de celebración en Compases Rotos.

Hoy cumplimos tres años de recorrido, de aventuras, de historias y de buenos recuerdos.


237 entradas.

2002 comentarios.

Y 209 personas que me han seguido en este camino que emprendí un 3 de diciembre de 2012.

Estoy encantada por lo que he logrado: un blog feliz que crece cada día más gracias a vosotros, los que estáis al otro lado de la pantalla, riéndose conmigo de mis locuras, de las curiosidades, de los relatos o las reseñas.

Este pequeño nació tímido, pero ha madurado y se ha convertido en un hombrecito orgulloso de aportar algo de alegría a su administradora, que desde aquí, os da un enorme gracias. Tanto por los días malos donde una página en blanco me comía, como por los que las ideas rebosaban y no me daban las manos para escribir tan deprisa.

Por esas interminables entradas de eventos que os hartaba de fotos, por los relatos escritos a las tantas de la mañana,  por haber aguantado mis momentos inacabables de fangirleo con las series, las películas y los libros o las críticas buenas y malas.

Pero sobre todo, quiero celebrar este momento por vuestra colaboración, por la ayuda que me habéis prestado todo este tiempo, porque siempre seguís ahí. Comentarios llenos de amor que han logrado que sonría de oreja a oreja o ahogue un grito de pura emoción. Esos seguidores por los que atravesaría la pantalla y les plantaría un sonoro beso en la mejilla y un gran abrazo. Porque hoy soy una admistradora con ganas de seguir creciendo, descubriendo y creando contenido para que lo disfruteis tanto como yo al compartirlo.

Supongo que llego hasta aquí con esta entrada que muestra mi lado más ñoño, pero que le voy a hacer. 

Un día al año no hace daño.

Y de nuevo, gracias y un gran beso a cada uno de mis pequeños Compaseros por hacer grande este blog.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios dan vida a este blog. Anímate a contarme que te ha parecido la entrada.

No está permitido el Spam y los comentarios ofensivos. Serán borrados de inmediato.