lunes, 21 de octubre de 2013

Tormenta de Sangre. Capítulo 2



Hoola Compaseros

Hoy os traigo (redoble de tambores) ¡¡El segundo capítulo de Tormenta de Sangre!!

Estoy contentísima de lo bien que recibisteis el primero y me pedisteis mas, así que, aquí lo tenéis.

Como ya sabéis 4 misteriosas jóvenes llegaron a la nave Elphida. De momento conocemos parcialmente a la mayor, Maika. 

En este capítulo os contaré su historia y parte de su pasado. Al igual que el primero es breve, pero aclara bastantes cosas sobre ella.
 
También he incluido un pequeño dibujo de como seria Maika al final de la narración. No es una de mis mejores obras, pero se parece bastante a mi idea sobre ella.

Bueno, os dejo leer tranquilos. Espero que os guste. No os olvidéis de comentar.


Advertencia: Puede contener palabras malsonantes y escenas sangrientas



"Me llamo Maika Galván, nací el 12 de agosto de 1995 en Valladolid, España. 

No tengo familia. La única que tuve se estrelló contra un camión cuando yo tenía 8 años. Desde entonces mi vida ha sido como una montaña rusa, yendo de una casa a otra, cambiando de colegio sin parar, sin rumbo fijo.

Después de tanto cambio no me extraña nada que me portase como lo hacía, novillos, peleas, faltas de respeto a los profesores, mi historial era más gordo que todos los tomos de una enciclopedia.
Pero lo cierto es que daba lo mismo, al mes siguiente cambiaba de colegio. Borrón y cuenta nueva. 

Mis visitas por la seguridad social eran constantes, todo el mundo me conocía, desde el portero hasta la dependienta de la cafetería.

Mis únicas ambiciones quedaban reducidas a la música y el parkour. Comencé a practicarlo a los 13, cuando lo vi por primera vez. Unos tíos estaban saltando de un lado a otro, por los bordillos, los bancos, hasta por las paredes. Me vieron y me dijeron que me acercara. Desde entonces nada me ha apasionado más.

Finalmente hace casi un año me mude con mi nuevo tutor, se llamaba Javier, creo, pero el poco trato que tuve con él, le llamaba Javi. Era bastante majo, callado y tranquilo. Vivir con él era como hacerlo con un felino, estaba ahí, pero apenas lo notabas.

Yo era la típica adolescente conflictiva que nunca hace caso de lo que la dicen, hasta el día de incidente...

No sé que fue.

Si que el despertador se quedó sin pilas, que me dormí, o que al destino le había caído en gracia que ocurriera de aquella manera.

El día anterior me lo había pasado practicando cerca de La Rondilla. Después de un rato unos macarras de tres al cuarto decidieron intentar ligar conmigo.

Diez minutos más tarde la guardia civil trataba de separarnos. Por suerte logre escabullirme sin que nadie lo notara.

A la mañana siguiente desperté a eso de las 11. Tres horas tarde.

Un incidente más y el imbécil del director haría que me mandasen de cabeza al correccional, y eso no me hacía ninguna gracia, ahora que me había camelado a los listillos para que me chivaran las respuestas en los exámenes de inglés y además, ¿quién iba a ir a visitar a una alborotadora malcriada a aquel antro de perdición? 

La respuesta es bastante simple.

Estaba mal, lo sé, pero lo de estudiar nunca fue mi fuerte, y mucho menos los idiomas. Prefiero la historia.

Me vestí lo más deprisa que pude, agarré la mochila y las llaves y bajé las escaleras como una exhalación.

Desconozco si fue la prisa o simplemente no me fijé en lo que tenía alrededor, la calle estaba más vacía de lo habitual, nada más, o eso fue lo que me dije a mi misma.

No había ni un alma, ni si quiera había coches en la carretera, pero continué corriendo hasta llegar a la puerta del instituto, concentrada en la excusa que le daría al tutor nada más llegar.

Únicamente me quedé mirando a un par de ancianas al otro lado de la calle. No sé el porqué. Eran bastantes normales, andaban despacio, una con andador y la otra con muletas.

Abrí la puerta del hall con fuerza, extrañándome de que las conserjes no me mandaran a clase de un bocinazo.

Había algo en el aire que me decía que me fuera, que saliera de nuevo a la calle y corriera a casa. 

Algo malo, algo pútrido. Subí las escaleras con rapidez, pero al llegar al pasillo me paré en seco.

El estomago se me subió a la garganta, y de no ser por el pánico, habría dejado lo poco que cené la noche anterior esparcido por el suelo, mezclándose con el enorme reguero de sangre que recorría el pasillo...

Mis instintos me arrastraban hacia cualquier salida posible, pero mi insana curiosidad me guió pasillo adelante, observando cómo lentamente el reguero de sangre empapaba mis botas, como de todas las puertas emanaba más y más.

Me detuve ante la última puerta, mi aula y giré el picaporte.
Aquella escena aun se me repite cada noche, una tétrica pesadilla de la que intento escapar. He intentado olvidar, pero los recuerdos no se van...


 

12 comentarios:

  1. Me gusta.
    Escribes de una manera muy ágil, y hace que la lectura sea fácil.
    Es una novela ??

    Bueno, espero el siguiente capitulo.

    Un beso **

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Podria decirse que si, se trata de una historia por capitulos que voy subiendo mensualmente, pero, ¿quién sabe? Puede que unos años termine siendo.
      Me alegro de que te guste, el mes que viene subo el siguiente.
      Lena

      Eliminar
  2. Hola :D
    ¡Vaya! Hacia mucho que no pasaba por aquí
    Guau; he estado leyendo desde el capítulo 1 y he de decir que me encanta, aunque es corto es facil de leer y te metes completamente en la historia. Me gusta mucho el dibujo que has hecho de Maika es genial; aunque me gustaría ver cuando empieza a matar zombies como en el dibujo XD. Y tu portada, que puedo decir, lo dice todo, es perfecta para la historia.

    Besitos

    Alma :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Almaaa!!
      Se te echaba mucho de menos por aqui, me alegro mucho de que hayas decidido pasarte. Tranquila, en el capitulo tres habra algo mas de acción (mejor te dejo con las ganas y no te digo nada mas jeje).
      La portada me la hizo Ivet, ya sabes que ella es un hacha con las imagenes digitales, pasate tambien a verla si puedes a su blog.
      Muchos Besos
      Lena

      Eliminar
  3. !Muero! ¡Me encanta la historia!
    Tienes una forma de dejarnos con la intriga impresionante, al menos yo, lo dos capítulos que he leído me quedado con ganas de más, siempre con ganas de más.
    Estoy deseando saber lo que ha pasado y de dónde proviene esa sangre de las aulas.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me das una alegria tremenda guapa.
      En el proximo capitulo desvelaré de donde proviene la sangre de las aulas, pero tendras que esperar al mes que viene jeje
      Gracias por leerlo, muchos besos.
      Lena

      Eliminar
  4. D: ME GUSTO A PESAR QUE SOY DE LO MAS QUE NO LEE ESTO xD JAJAJA.. MIEDO MIL :c

    Me gusto tu blog te sigo te invito a seguir el mio claro si te gusta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te guste, a llevo un tiempo siguiendo tu blog, espero con ganas la proxima entrada. Gracias por unirte a Compases Rotos, se agradece cada seguidor o comentario.
      Besos
      Lena

      Eliminar
  5. Aquí vengo yo, hice la lectura que tenía aplazada por motivos de trabajo, es que no se puede estar en todos lados. Pero me gusta, he de decirte que nunca me gustaron la fición ni los monstruos, ni zombies, ni nada de eso y sin embargo aquí me tienes intrigada con tu historia...algo hay que engancha y creo que es la forma tan amena de contarla, sin tapujos, sin giros del lenguaje, sin rodeos...me gusta!
    Espero pronto otro capítulo para seguirte.
    Un beso

    Rosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro muchisimo de que te guste Rosa. Lo cierto es que siempre me ha gustado escribir así, sin enrollarme con complicadas explicaciones.
      El proximo mes subo el tercero.
      Besos
      Lena

      Eliminar
  6. ¡Nooo! ¿Otra vez? Uffff... Igual me pasó con el otro capítulo. He estado Perdida otra vez, pero menos mal que he sacado un hueco...
    Me intriga tanto lo que intenta olvidar Maika, pero tengo una ligera idea...
    Genial, Lena. ¡Sigue escribiendo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En el proximo capitulo te lo desvelo, pero tendras que esperar al 21 de Noviembre (falta muchoo, quiero subirlo yaaa) Me alegro de que te hayas pasado por aqui, me encanta ver siempre tus comentarios Princesita.
      Lena

      Eliminar

Los comentarios dan vida a este blog. Anímate a contarme que te ha parecido la entrada.

No está permitido el Spam y los comentarios ofensivos. Serán borrados de inmediato.